Cine: "Confessions of a Shopaholic"

Crítica:
"Confessions of a Shopaholic"
Titulo en El Salvador: "Loca por las compras"

Sinopsis, de FilmAffinity:
En el mundo glamuroso de la ciudad de Nueva York, Rebecca Bloomwood (Isla Fisher) es una chica muy divertida y muy buena haciendo compras –demasiado buena quizás-. Sueña con trabajar en su revista de moda favorita, pero no encuentra el modo de meter la cabeza hasta que, irónicamente, consigue un trabajo como columnista en una revista económica publicada por la misma compañía. Con su sueño a punto de cumplirse, Rebecca tiene que hacer los esfuerzos más increíbles para impedir que su pasado arruine su futuro.



"Moda, amor y clichés"


El término "chick-flick" (comedia de chicas) se refiere como su nombre nos los explica a todas las comedias que tratan temas exclusivos para el público femenino, películas ligeras cuya única función es hacer pasar un buen rato al espectador.
Muchas de ellas tratan temas como las relaciones de pareja ("He's Just Not That Into You"); la que revisaremos hoy se asemeja más a "Legally Blonde" o "Sex & The City: The Movie", películas que ya poseen una formula establecida y re-usada, que en el caso de "Confessions of a Shopaholic" funciona.

P.J. Hogan es un director que conoce y sabe trabajar como la formula de las "películas para chicas" lo dejo demostrado con "Muriel's Wedding" y posteriormente con un elenco interesante en "My Best Friend's Wedding", en este caso Hogan utilizo la misma técnica y los mismos estereotipos para crear una película entretenida y encantadora.

La historia de "la chica del pañuelo verde" podría prestarse a interpretaciones erróneas, como una crítica al estilo de vida que representa donde manda el consumismo cosa que en tiempos de crisis podría resultar un poco ofensivo. Pero "Confessions of a Shopaholic" no se presta a un juego en el que saldría derrotada, no pretende ser una crítica ni un discurso político sobre la forma de vivir de muchas adolescentes en cuales rige el pensamiento del "tanto tienes tanto vales" y su mundo de Prada, Gucci y Jimmy Choss.

Por lo tanto nos encontramos ante una película no recomendable para pseudo-intelectuales que quieren encontrar un discurso pro-capitalismo donde no existe para posteriormente criticar al film basado en un fundamento absurdo y no por lo que representa. Esta película no busca cambiar mentes y mucho menos concientizar, es una simple parodia sobre un trastorno obsesivo-compulsivo y nada más que eso.

La película es un éxito por el hecho de superar a la media de comedias presentadas en lo que va de 2009, porque a pesar de sus clichés funciona, es claro que hemos visto historias similares muchas veces que en ocasiones no son efectivas pero en este caso la película entretiene y eso es de agradecer en tiempo actuales.

El guión es fluido, no tendrá diálogos excepcionales pero logra disminuir las cursilerías a las que estamos acostumbrados en estos films, la dirección es correcta lo suficiente para que el film funcione y la banda sonora se complementa muy bien con la historia.

En cuanto a las interpretaciones nos encontramos ante un elenco bastante atractivo aunque un poco desaprovechado donde resaltan Kristin Scott Thomas y Kristen Ritter realizando de forma correcta sus papeles.

Aunque todo el peso del film recae sobre Isla Fisher quien sin ser una gran actriz o una estrella de Hollywood realiza su papel con mayor calidad que muchas interpretes con mayor fama; Fisher posee suficiente encanto como para hacernos adorar y no aborrecer a su personaje, como pasa con Ginnifer Goodwin en "He's Just Not That Into You" donde el talento supera a las estrellas incluso en papeles simples.

En conclusión, "Confessions of a Shopaholic" es una comedia llena de clichés, efectiva y entretenida, sin pretenciones. Para ver, disfrutar y desechar.

[+]
  • Isla Fisher, en una interpretación encantadora.
  • Una banda sonora -a cargo de que se ajusta de forma excelente con el film.
  • Entretenida y muy efectiva a pesar de los clichés.
[-]
  • Su temática puede resultar absurda para gran parte del público.
  • La etiqueta de "película para chicas", es un contra para la evalución objetiva del film.
  • El elenco esta un tanto desaprovechado, sobre todo Cusack y Goodman.

1 comentarios:

Damián de Haedo dijo...

Realmente, ni me dan ganas de verla en una tarde de lluvia. Es de esas comedia que, creo, no te dejan nada... Tal vez me equivoque.

top