Revisión: "Los Abrazos Rotos"



Sinopsis:
Un hombre (Lluís Homar) escribe, vive y ama en la oscuridad. Catorce años antes sufrió junto a Lena (Penélope Cruz), la mujer de su vida, un brutal accidente de coche en la isla de Lanzarote que lo dejó ciego. Este hombre usa dos nombres, Harry Caine, lúdico seudónimo bajo el que firma sus trabajos literarios, relatos y guiones y Mateo Blanco, su nombre de pila real, con el que vive y firma las películas que dirige. En la actualidad, Harry Caine vive gracias a los guiones que escribe y a la ayuda de su antigua y fiel directora de producción, Judit García (Blanca Portillo), y de Diego (Tamar Novas), el hijo de ésta, secretario, mecanógrafo y lazarillo. Desde que decidiera vivir y contar historias, Harry es un ciego activo y atractivo que ha desarrollado todos sus otros sentidos para disfrutar de la vida, a base de ironía y una amnesia autoinducida. Ha borrado de su biografía toda sombra de su primera identidad, Mateo Blanco. La historia de Mateo, Lena, Judit y Ernesto Martel es una historia de amour fou, dominada por la fatalidad, los celos, el abuso de poder, la traición y el complejo de culpa...

¿Las películas siempre hay que terminarlas aunque sea a ciegas?


Siempre he sido partidario de esta última etapa de Pedro Almodóvar, que alejandose de los fetiches y obsesiones que plagaban su cine de antaño logro dos de sus mejores películas ("Hable con Ella" y "Volver"); esta no es la ocasión y es lamentable porque "Los Abrazos Rotos" pudo haber sido su obra maestra.

"Los Abrazos Rotos" parte de una premisa bastante interesante, la vida y labor de un antiguo director de cine -ahora escritor- que ha perdido la vista, es un excelente relato que Almodóvar sacrifica por contar una historia de amor, más sustentada en la obsesión de su director por la fotografía que inspiro la película que en los sentimientos de los personajes. Y es que "Los Abrazos Rotos" falla precisamente en lo que hizo grande el cine del manchego, su guión esta lleno de altibajos, incoherencias e incluso demasiado dialogo de telenovela presuntuosa.

En este caso, existe un culpable -quizás de forma involuntaria- del fallo de la película y no es otro que el propio Almodóvar que incluso pretende poseer la autoría absoluta del valor total del film al presentar solo su nombre durante los titulos de crédito. Un Almodóvar tan excesivo y al mismo tiempo tan lejano a la película es el causante que esta película no sea la obra magna que pudo ser, precisamente por la ambición de homenajear al cine e incluso a si mismo, irónicamente este último punto -tan críticado por muchos detractores- es lo que salva a la película de un rotundo fracaso. Su auto-homenaje a su cine y la estética kitch, sobre todo las referencias en la escena final a "Mujeres al Borde de un Ataque de Nervios" son los puntos más fuertes de la película.

Y es triste, porque hay mucho talento malgastado en esta película, la fotografía y la banda sonora pueden destacar por si mismas, pero en el caso de su elenco es imposible cuando muchos diálogos resultan presuntuosos y risibles, cuando algunas escenas son inverosimiles o cuando las circunstancias de la historia no logran impactar o conmover al espectador, porque "Los Abrazos Rotos" posee quizás el mejor elenco en una película de Almodóvar o por lo menos el de mayor potencial pero ni siquiera el talento de su reparto puede sacar a flote escenas que sencillamente no funcionan donde su director pretende justificar escenas de una forma tan absurda como el personaje de Lluís Homar hace en su película "Chicas y Maletas".

En conclusión, no dudo que "Los Abrazos Rotos" sea una película con potencial que prácticamente nunca se llega a desarrollar, que su puesta en escena sea muy buena y su dirección de actores superior, pero es la esencia del melodrama lo que falta y su mayor problema es que precisamente Almodóvar pretende llevar la película como un melodrama y no como un homenaje al cine, porque el problema es que "Los Abrazos Rotos" es demasiado fría y carece de pasión así como de la capacidad de envolver al espectador en su historia porque más interesante me resulta el pequeño relato de Harry Caine sobre el hijo de Arthur Miller o la elaboración del absurdo guión de "Dona Sangre" que la ínsipida y desaprovechada historia de amor con Penélope Cruz.

[ * * 1/2]
sobre
[ * * * * * ]


3 comentarios:

Pablo Martinez dijo...

Upa! Flojita la nota! La tengo que ver pronto, aunque la dejé pasar cuando estuvo en cartelera en mi ciudad. Pero lo mismo la veré ni bien esté en DVD.

Saludos!

Te espero comentando en mi crítica de "The Hurt Locker"!

Un abrazo!

PM

redna dijo...

Bastante de acuerdo. Almodovar no me ha convencido este año, esperaremos a el proximo año.

Si esta es la mejor pelicula española del año como dicen, vamos bien jejeje.

Saludos.

Monchovader dijo...

saludos

coindico plenamente en tu critica, almodovar no es mas que el culpable al no saber a lo que quiere llegar, al no tener un guion bien fundamentado

si bien las actuaciones y el mismo como director estan bien, la parte argumental falla mucho, por la parte tecnica esta bien, como la fotografia y musica

top